jueves, 19 de noviembre de 2009

YIDDISH



El yiddish es la lengua vernácula de los judíos, se aprende con facilidad, sobre todo los niños como ustedes... como ha sido una lengua de uso familiar, no posee demasiados términos abstractos, tampoco posee demasiadas palabras que describan la naturaleza, porque es una lengua urbana y no rural. Es muy rica en palabras descriptivas que expresan el carácter y las relaciones entre las personas.


Rina escuchaba atenta a la maestra de historia judía, mientras el chico que se sentaba en el banco de atrás le pegaba un chicle en el pelo. Su compañera del costado lo había visto, pero no le diría nada ni a Rina ni a la maestra, porque sino en el próximo recreo, él y su grupito la encerrarían en un círculo para cantarle el Rap del alcahuete y probablemente le pegarían a ella también un chicle, La compañera se tapó la boca para reírse, Rina la observó y se dio cuenta de lo sucedido, llevó su mano para atrás por sobre el hombro para palpar la exacta ubicación del pegote. Luego de encontrarlo, trajo con cuidado el mechón castaño y casi lacio para adelante, bajó la cabeza apretando la perilla contra la clavícula y ciñó el ojo derecho para poder ver mejor...


En el yiddish abundan los diminutivos, términos afectivos, proverbios y refranes...
-¿De qué estoy hablando Rina?
-Que en el yiddish abundan los chicles -dijo sin pensarlo, a lo que le siguió la estridente carcajada de toda la clase. Rina se puso doblemente colorada pues tenía el hábito de ruborizarse al saberse ruborizada.
- Debería mandarte a la dirección, pero prefiero no hacerlo. Mañana es Iontef.

En ese instante la niña sintió un escalofrío. Casi lo había olvidado. Hasta aquel día nefasto, siempre le gustaron los festejos, pero desde entonces se sentía molesta y distante de aquellas conmemoraciones.


El rostro de su vasta familia rodó como si estuvieran en un calidoscopio y eso le era agradable, hasta que un trocito de vidrio se desprendió hincándole el ojo. No podía verlo todavía, el trocito de vidrio la hacía pestañear y lagrimear, pero podía oírlo, era la voz cargada de acento europeo de su tío Jaime, el que siempre le traía caramelos, el que la llamaba Meidele y luego la hacía sentarse a upa de él.


El chico que se sentaba atrás de ella era igual a su tío, hacía lo que no debía y nadie lo censuraba. Cuando creciera tendría sobrinas, les ofrecería caramelos y las haría sentar sobre él. Hasta los nueve años de edad apenas les tocaría y pellizcaría la cola, muy de vez en cuando ellas podrían sentir una tercera pierna entre su pierna, luego metería su mano por debajo del vestido y si estaba holgado llegaría hasta las tetas, no, hasta las tetitas, en diminutivo como en la lengua yiddish. Y cantaría el Rap de las tetitas, porque al chico de atrás, le gustaba avergonzar a las chicas avergonzadas con gomas pegadas en la cabeza, cantándoles el Rap del alcahuete. La mamá la mandaría a la dirección, no, en la casa no hay dirección, hay castigos que reciben las niñas que mienten y avergüenzan a la familia, y mucho peor si ya se habían dejado tocar las tetitas a cambio de caramelos, y no habían dicho nada.


El chico de atrás cuando fuera tío y sus sobrinas tuviesen más de diez años, las haría sentar a upa de él, y cuando las mamás estuvieran lejos amontonadas en la cocina, y los papás leyendo el Talmud, o discutiendo finanzas, les daría bombones en vez de caramelos, les correría la bombacha y pasaría su mano vieja y áspera por donde ellas hacen pipí, y les cantaría el Rap del pendejito. Un pendejito, dos pendejitos, tres pendejitos, son pocos pendejos, un bomboncito diez pendejitos, veinte pendejitos, tres bomboncitos, la tercera pierna está erguida, muy erguida, a la sobrina le duele la cola o el lugar de hacer pipí, luego siente un calor espeso y húmedo, como los mocos de cuando Rina está resfriada, de cuando llora mucho. La tercera pierna se torna blanda, casi imperceptible.


A Rina se le había incrustado ahora el trocito de vidrio en el corazón y aunque quisiese cambiar el calendario festivo siempre existiría una fiesta o un encuentro familiar con un tío Jaime o con un tío como el chico de atrás, y las fiestas ya no tendrían gracia, porque ella odiaba los bombones, luego de odiar los caramelos y sabía que estaba colorada y eso le daba muchísima vergüenza.


Isabel Estercita Lew

53 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Durante un tiempo trabajé en temas de protección de menores y vi de todo.
Aluciné con la cantidad de abusos sexuales sobre menores cometidos por miembros de la familia. Abusos que no suelen denunciarse y se silencian.
Si no lo hubiera visto no me lo hubiera creído nunca.
Tíos que se quedan de canguro, abuelos que pierden la cabeza, yo que sé, barbaridad tras barbaridad.

Besos.

tomasuncafe dijo...

patética especie de naturaleza,
incomprensible hechos frecuentes reñidos con el comportamiento animal, el cual se supone desterrado por la razón, pero en estos casos la razón colabora con la bestia para lograr su cometido,
y que fue de Rina seguramente una hoja olvidada que tal vez hasta ella haya desterrado de su conciente y de tanto en tanto lo toque en el chicle pegado a su cabeza,
la humanidad es jodida la especie,
besos

Sol - Imaginario Desesperación dijo...

Que triste, que asco, que desagradable es la raza humana.
Isabel, que bien que manejás la narración de principio a fin. Sos una verdadera escritora, de esas, con todas las letras.
Cariños!

Cristina dijo...

Niños con vidrios en los ojos , en la boca y en el corazón. Niños abusados de todos los abusos.
Tu palabra que no calla, pone voz a tantos silencios,transmite ese dolor, desgarra indiferencias.
Un abrazo, amiga

SIL dijo...

Sos tan grande escribiendo.
Tan certera llegando al alma del lector.
Tan lacerante diciendo verdades.
Tan talentosa denunciando horrores.
Tan versátil.
Tan entrañable.

Qué puedo decir en esta triste ventana gris??

Que te admiro con todo mi corazón.
Eso.
Eso, podría decir.


Y que se me ha incrustado un pequeño cristal en el ojo... quizás sea la razón de que están nublados tras leer tu texto.

Un abrazo infinito.

El Viejo @gustín dijo...

terrible
muy terrible
1 beso Estercita.

LUNA dijo...

Hoy dia, se dice ue hay muchos abusos sexuales por parte de los familiares y allegados a los niños.
No creo ue sea verdad.
Simplemente hoy se denuncian. Antes no.
Su las personas que hoy son mayores, en los pueblos, en donde todos se conocen, contaran las vejaciones que pasaron de niños...nos quedaríamos de piedra.
De hecho, ahora están saliendo los abusos en colegios internos, por parte de religiosos, religiosas...
Por no pensar en los horfanatos, os podéis imaginar?

Todavía en este tema, hay lagunas muy muy grande...

Y SI NOS REMITIMOS A LOS PAÍSES DONDE EL SEXO INFANTIL ES MONEDA DE CAMBIO.....

Que asco de mundo!!!!!!
Un besito

Zahúrda dijo...

Hola, he encontrado tu blog de casualidad.

Ponle un reflejo en el agua a la chica.

Perdón si suena un poco seco.

Saludos.

LUNA dijo...

Se me olvidaba....Que monísima (guapísima, aqui)eras de pequeña....
Un besito

Zahúrda dijo...

Te la he enviado por e-mail, te lo digo para que no lo borres.

Saludos.

Isabel Estercita Lew dijo...

Torito, es justamente lo que torna estos abusos más siniestros, no se denuncian y la víctima carga toda su vida con el tormento

Besos

Isabel Estercita Lew dijo...

Tomas, por lo sé a los trece años buscó ayuda, y lo hizo público entre todas las adolescentes de su familia, las que su vez también habían sido abusadas. Los adultos en la época no lo creían. Con los años Rina escribió un cuento contando la historia e inesperadamente las voces denunciantes aparecieron de todas partes… Al poco tiempo el tío murió y ninguna mujer fue a su entierro.

Isabel Estercita Lew dijo...

Sí, Sol, estos tipos son más que asco.

Vos también lo sos, ya te lo dije y lo repito

Besos

Isabel Estercita Lew dijo...

Nunca mejor dicho Cris, niños abusados de todos los abusos. Hay cosas que nadie debería callar, pero también eso hay que aprenderlo, aunque con tantas voces silenciadas es difícil.
Besos Cris hermosa

Isabel Estercita Lew dijo...

Epa, Lapi, se me puso la piel de gallina, a veces yo misma no me doy cuenta de la relevancia de algunas de las cosas que escribo, gracias por despabilarme.
Son tan sentidas tus palabras y me dan tantas ganas de abrazarte, que te abrazo, sabés Lapi?

Isabel Estercita Lew dijo...

Así es Agus, otro beso para vos

Isabel Estercita Lew dijo...

Lunita, es exacto, es como lo decís, y se estima que más del 90 por ciento de las violaciones cometidas por familiares directos no son denunciadas por sus víctimas.
De terror Amiga.
Un beso enorme, mujer con todas las letras

Isabel Estercita Lew dijo...

Sí, Lunita, no te perdés detalle, como podés? 

Isabel Estercita Lew dijo...

Ya lo arreglamos Zahúrda, te lo pedí y lo hiciste, subí la foto que vos me arreglaste con el reflejo de la niña en el lago que le faltaba, bueno, no está perfecta, pero los detalles los arreglo más tarde. Gracias.

Maxwell Walt dijo...

En mi curso tenía un compañero que había sido abusado por su tío.
El chico sufría de problemas de habla y socialización; recién pudimos hacer que hable en el 2do año de la preparatoria y lo empujamos a que de alguna forma supere lo insuperable.
Esa barbarie no la tolero y merece el peor de los castigos.

Gracias por pasar por mi casa, Isabel!
Beso enorme!!!!! y muy interesante tu etrada; tienes mucho talento!

KUBAN dijo...

Desafortunadamente sí existen tíos como este de tu historia. Lo que no debemos hacer es callar. Un abrazo.

Isabel Estercita Lew dijo...

Maxwel, al menos pudieron hacerlo hablar, "superar" no lo sé pero si lo ayudaron a que pueda trabajarlo, de cierta forma lo devolvieron a la vida

Besos

Isabel Estercita Lew dijo...

Kuban, creo que hablarlo es andar una gran parte del camino hacia algún tipo de cura, para esto y para muchos otros traumas...

Sol dijo...

Que tema amiga!!!
No podria contarte por este medio... pero me afectó mucho este relato... antes que nada por la canridad de niñas o niños abusados en su mayoria por miembros de su propia familia... (en la mayoria de los casos)
Segundo ... esos silencios... que mantienen estas pequeñas personitas.. que se sienten avergonzadas por algo que jamas provocaron... pueden prolongarse por mucho tiempo... y mientras tanto.. miles de sensaciones de malestar dificiles de digerir.. y como ... verdad???
Algo terrible... y lamentablemente frecuente!!!
Los has relatado con mucho cuidado y respeto...
Besos cielo, llenos de luz para ti!!!

Adriana Godoy dijo...

Estercita, mais um texto revelador e chocante. Beijo.

Stanley Kowalski dijo...

Impactante y fuerte relato. Muy bien escrito. Creo que el abuso de menores es uno de los crímenes más aberrantes que existen. El daño que causan es irreparable.

Muchas gracias por tu comentario. Te cuento que en el soundtrack original del film, no está la versión de Moon River cantada por Audrey. Lástima, hay un problema de derechos. Es emocionante!

Cariños y buen finde!!

Roberto Esmoris Lara dijo...

Excelente, IEL, el relato, el testimonio y el mensaje. Estos cerdos no solamente ultrajan sino que instalan la moral del "vale todo" y las "coimas del horror-cuál es tu precio".
Muchas gracia, Estercita!
Besos del REL

El Hippie Viejo dijo...

Excelente escrito-denuncia
Estercita!

has navegado por "bajezas humanas" clara y
contundentemente.

No sé si uno "puede volver" despues de sufrir semejante espanto que lo deja, creo, marcado de por Vida.

Digo "volver" y pienso
¿cómo será y si habrá placer en esa persona que ha sido objeto de tanta bajeza? no sé Estercita, este tema me supera.
Siempre digo que con los chicos NOOO!

te dejo un abrazo Grande y
los mejores deseos para este fin de semana!!!

besos

Adal

La sonrisa de Hiperión dijo...

La vida es tan dura y más los desfavorecidos, los que por casualidades de la vida, no le ha sonreido los días...

Saludos y un abrazo

Mar y ella dijo...

Una verdad que me ha arrugado el corazón una vez más.....


Besitos
Mariella

Poeta Anónimo dijo...

Cuando las cosas estan mal, pueden ponerse peor.... La bestialidad de la humanidad no tiene limites ni fronteras.... Muy buen escrito, muy fuerte pero directo. Pienso que hay q educar a los hijos acerca d los abusos de mayores, caramelos y bombones por un upa en la tercer pierna... por cierto, cuáles son los raps.... tengo curiosidad por la lirica

Quidquid dijo...

Hola Isabel Estercita Lew:
Que tengas un feliz fin de semana,
Luis

Magah dijo...

Niños y niñas en manos de "tios", historias que se repiten, que se "ignoran" en el mismo seno familiar, que se callan por que averguenzan a todos, por que les ha pasado a todos, niños victimas-victimarios, que llevarán su verguenza, muchos, hasta repetir la historia.
He trabajado durante muchos años con estos niños que crecen como pueden cargando con la ambivalencia de sus pulsiones y lo que no se debe.
Todo un tema mi amiga, todo un dolor.

Un abrazo. Espectacularmente escrito y dicho.

Genín dijo...

Muchas gracias por visitarme.
Aunque es una delicia leerte y disfruté mucho, a pesar de la delicadeza que tienes con las palabras y las cuidas, en la medida que me adentraba en tu relato, me estremecía, ese tema me estremece si, por las terribles consecuencias que tiene para los pobres nñas y niños abusados.
El dia 20, como sabes, fue el día Internacional del del niño, y como todos los años dediqué un post a recordar el NO a los abusos.
Enhorabuena por tu talento.
Besitos y salud

Genín dijo...

Muchas gracias por visitarme.
Aunque es una delicia leerte y disfruté mucho, a pesar de la delicadeza que tienes con las palabras y las cuidas, en la medida que me adentraba en tu relato, me estremecía, ese tema me estremece si, por las terribles consecuencias que tiene para los pobres nñas y niños abusados.
El dia 20, como sabes, fue el día Internacional del del niño, y como todos los años dediqué un post a recordar el NO a los abusos.
Enhorabuena por tu talento.
Besitos y salud

Isabel Estercita Lew dijo...

Solcito, cada segundo de silencio es cada segundo de angustia. Eso no se digiere nunca, mucho más cuando las familias son cómplices.
Contámelo por la otra vía, tardé en contestar, estuve ventilando mi corazón, viendo un par de espectáculos muy lindos.
Besos Solcito, que tengas una hermosa semana

Isabel Estercita Lew dijo...

Obrigada Adri, beijos!

Isabel Estercita Lew dijo...

Gracias Stanley, solo puedo escribir desde mis vísceras. Y estoy totalmente de acuerdo con tu comentario.
No lo sabía, y después de tantos años aún hay problemas de derechos autorales? Que lo parió, digo que pena.
Buen finde para vos también.

Isabel Estercita Lew dijo...

Muchas gracias a vos Rel, esa moral del vale todo, nos persigue como patética herencia. A meterle zancadilla que más que hartos nos tienen


Un beso enorme compañero

Isabel Estercita Lew dijo...

Adal, estoy seguro que no hay volver, si la víctima pudo denunciarlo y trabajar el tema con ayuda de un profesional y la contención de las personas de su entorno, puede darle un giro a su vida, pero lamentablemente esto no sucede en la mayoría de los casos. Es un tema demasiado duro, y me experiencia me dice que la mejor manera de ayudar a evitarlo es hablando abiertamente con los niños, es hablando y que todos escuche, es hasta denunciar la hipocresía en la que habitan grandes sectores de nuestra sociedad. No callar nunca.
Sos tan sensible Adal, que tus palabras las siento como un gran abrazo hermano.
Gracias de corazón!

Isabel Estercita Lew dijo...

Sonrisa, puede suceder con cualquier niño, de cualquier clase social, y nuestro deber es favorecerlos hablándoles siempre con la verdad.
Gracias y Besos

Isabel Estercita Lew dijo...

Mariella, eso nos sucede a todos, y esa verdad en verdad no tiene remedio.
Besos

Isabel Estercita Lew dijo...

Poeta A, sí desde luego, educar, hablar, no callar que el ejemplo es el mejor maestro… Esos raps son un invento mío, aunque no propiedad intelectual ni de nada 
jajaja curiosidad por la lírica…

Gracias por pasar por mi botiquín y por compartir

Isabel Estercita Lew dijo...

Lo mismo digo Luis, aunque ya es lunes, así que te deseo una buena semana

Isabel Estercita Lew dijo...

Magahita, ya el hecho de trabajar con ellos es un gran camino andado que de alguna manera puede ser favorable si bien hecho, a su calidad de vida. Sigo pensando que el único modo de no repetir la historio es trabajando para que eso no suceda, ir hasta las últimas consecuencias castigando a los perversos, en este caso, y en todos, luego y lo vengo diciendo un trabajo responsable con las víctimas para que recuperen su dignidad e integridad, estas cicatrices no hay como borrarlas, pero podemos hacer con el dolor duela menos.
Besos y abrazos amiga querida

Ana dijo...

Estercita: me hiciste acordar, en esta entrada de la cantidad de historias de abusos infantiles que he escuchado, y las marcas de ellos.
Uf nena qué tema...
Un beso grande

Isabel Estercita Lew dijo...

Gení, entonces leernos fueron delicias mutuas. No había visto tu post anterior, ya lo hice, y te agradezco en nombre de todos los niños.

La declaración de sus derechos la tengo memorizada, lamento que en mi país como en tantos otros no se cumpla, creo que en pocos países se cumple.

Los legisladores y gobernadores deberían repetirla día a día y revertirla en acciones antes de ocupar sus asientos.
Nos seguimos, me encantó conocerte

Besos

Isabel Estercita Lew dijo...

Hola Ana querida, pienso que hay q recordarlo siempre y gritarlo, y tratar de evitarlo.

Te extraño muchacha

Besoooooooooooooo enorme

El Hippie Viejo dijo...

Hola Estercita!

paso a dejarte mis saludos y los mejores deseos para esta semana!
muchas gracias por tus palabras,
sos muy cálida!

besos

Adal

(comenté para vos en mi blog algo terrible y lamentable que sucedió por estos días)

maracuyá dijo...

Hooooola...viste que Maracujá volvería? Y volvería a vos? Cómo no!!! Gracias por tu afectuoso comentario.

Tu narrración es estremecedora...trabajo con esos niños, les veo la cara a esos abusadores y a sus cómplices silenciosos, muchos casos. Pero no hay vacuna para lo que se siente cuando ves esos cuerpitos abusados, esas almas abusadas, esa inocencia despedazada...y el balbuceo temeroso al contar. Terrible, una marca para toda la vida que afecta todas las relaciones futuras.

Un besote enorme, Estercita.

Isabel Estercita Lew dijo...

MARACUYÁ!!! Ya lo dije en tu blog y lo repito, me da mucha alegría que estés de vuelta...

No sabía que trabajabas con niños abusados, es fuertísimo. Cuando puedas contame un poco.

Besos y el pueblo está pidiendo tu próxima entrada

Gamar dijo...

Es difícil entender la razón que lleve a alguien a algo así. Seguramente somos mucho más salvajes de lo que pensamos y la selección natural no mejora a la raza en este sentido. Deberíamos seriamente hacer selección social.
Saludos.

Clara y Pepe (los Chuquis) dijo...

Y sí, existen monstruos en todas partes, esos que te empañan cualquier recuerdo alegre.
Qué ganas de decir unas cuantas malas palabras de pura rabia e impotencia... pero así no se consigue nada.
La "gente" que nace y se desarrolla con el alma así, tan corrompida, que tienen como único fin y placer, lastimar a los demás, ¿tendrá remedio?